Posiblemente estés atravesando un momento difícil a nivel emocional en el que sufres intensamente. Cuando de pronto, sin más, sientes la súbita necesidad de mejorar tu situación.

¡Enhorabuena!

Esta necesidad que acabas de experimentar se trata de la predisposición al cambio y es el primer paso a dar para empezar a caminar por la senda de la mejora, senda que te conducirá al disfrute de una vida plena y satisfactoria.

Nadie dijo que el camino fuera fácil, requiere de una gran esfuerzo y constancia, además de saber escoger la dirección correcta. Por ello es esencial la figura de un guía que te oriente y muestre la mejor forma de afrontar el recorrido, favoreciendo así tu avance. Se trata de la figura del psicólogo, el profesional dotado de conocimiento, experiencia y habilidad para ayudar a las personas que transitan una etapa de sufrimiento. El papel del psicólogo es el de facilitar el cambio, contribuyendo a que la persona experimente nuevas formas de sentir, pensar y relacionarse positivamente tanto con el mundo como consigo misma.

Anuncios